post-title Mirador https://elfaroastorgano.com/wp-content/uploads/2021/06/MAR-CO-A.-MACIA.png 2022-04-29 17:10:17 yes no Publicado por Categorías: Opinión

Mirador

Publicado por Categorías: Opinión
Mirador

Marco A. Macía – Pasando el Puerto

El Mirador de Astorga es uno de esos sitios que no decepcionan y generan expectativas de asombro desde su mismo nombre. Mantiene intacto el trilingüismo local, seña de identidad solo permitida para los lugares con asiento en el corazón de los astorganos. Así las gentes lo denominan Mirador, cuando en realidad se escribe Plaza del Arquitecto Gaudí y se pronuncia La Brecha, con tilde en Escalerillas. Su nacimiento no fue fácil sino heroico. Requirió de abandono, incendio y derribo. Todo envuelto en un expediente expropiatorio, ejecuciones subsidiarias y quién sabe cuántas más amenazantes resoluciones administrativas. Se alza sobre la muralla y esa es su perdición. Si se levantara sobre, qué se yo, el sombrero de Pedro Mato, no tendría mejor vista pero tampoco sufriría las restricciones que limitan cualquier intervención en la muralla por su elevado grado de protección. Tan protector que todo lo que toca a la muralla enciende las alertas limitantes y protege hasta la ruina. Quizá por eso se consolidan los hierbajos, postes rebosantes de ferruño y alambradas contemporáneas de la francesada, entre la maleza y un sembradero de papeles, botellas y decrepitud indigno de un lugar tan historiado. Menos mal que la vista se entretiene en el horizonte y no baja a lo cercano. El impacto de poner atención en esa escombrera empujaría a pedir asilo en el Cubasol, donde todo se borra y olvida.

MARCO A. MACIA